Header

IT2. Métodos y procedimientos de evaluación para los índices de ruido, aislamientos acústicos y para las vibraciones.

IT.2
MÉTODOS Y PROCEDIMIENTOS DE EVALUACIÓN PARA LOS
ÍNDICES DE RUIDO, AISLAMIENTOS ACÚSTICOS Y PARA LAS
VIBRACIONES
A. MÉTODOS DE EVALUACIÓN PARA LOS ÍNDICES DE RUIDO
1. Introducción.
Los valores de los índices y aislamientos acústicos establecidos
en el presente Reglamento, pueden determinarse
bien mediante cálculos o mediante mediciones.
2. Métodos de cálculo del Ld, Le y Ln.
Los métodos de cálculo recomendados para la evaluación
de los índices de ruido Ld, Le y Ln, son los recomendados en el
apartado 2, del Anexo II del Real Decreto 1513/2005, de 16
de diciembre.
3. Métodos y procedimientos de medición de ruido.
3.1. Adaptación de los métodos de medida.
Las administraciones competentes que opten por la evaluación
de los índices de ruido mediante la medición in situ
deberán adaptar los métodos de medida utilizados a las definiciones
de los índices de ruido correspondientes, y cumplir
los principios, aplicables a las mediciones para evaluar niveles
de ruido en determinados periodos temporales de evaluación
y para promedios a largo plazo, según corresponda, expuestos
en las normas ISO 1996-2: 2007 e ISO 1996-1: 1982.
3.2. Corrección por reflexiones.
Los niveles de ruido obtenidos en la medición frente a
una fachada u otro elemento reflectante deberán corregirse
para excluir el efecto reflectante del mismo.
3.3. Corrección por componentes tonales (Kt), impulsivas
(Ki) y bajas frecuencias (Kf).
Cuando en el proceso de medición de un ruido se detecte
la presencia de componentes tonales emergentes, o componentes
de baja frecuencia, o sonidos de alto nivel de presión
sonora y corta duración debidos a la presencia de componentes
impulsivos, o de cualquier combinación de ellos, se procederá
a realizar la evaluación detallada del ruido introduciendo
las correcciones adecuadas.
El valor máximo de la corrección resultante de la suma
Kt + Kf + Ki no será superior a 9 dB.
En la evaluación detallada del ruido, se tomarán como
procedimientos de referencia los siguientes:
Presencia de componentes tonales emergentes:
Para la evaluación detallada del ruido por presencia de
componentes tonales emergentes se tomará como procedimiento
de referencia el siguiente:
a) Se realizara el análisis espectral del ruido en 1/3 de
octava, sin filtro de ponderación.
b) Se calculará la diferencia:
Donde:
Lf, es el nivel de presión sonora de la banda f, que contiene
el tono emergente.
Ls, es la media aritmética de los dos niveles siguientes, el
de la banda situada inmediatamente por encima de f y el de la
banda situada inmediatamente por debajo de f.
c) Se determinará la presencia o la ausencia de componentes
tonales y el valor del parámetro de corrección Kt aplicando
la tabla siguiente:
Banda de frecuencia
1/3 de octava Lt en dB Componente tonal
Kt en dB
De 20 a 125 Hz
Si Lt < 8 0
Si 8 <= Lt <= 12 3
Si Lt > 12 6
De 160 a 400 Hz
Si Lt < 5 0
Si 5 <= Lt <= 8 3
Si Lt > 8 6
De 500 a 10000 Hz
Si Lt < 3 0
Si 3 <= Lt <= 5 3
Si Lt > 5 6
Sevilla, 6 de febrero 2012 BOJA núm. 24 Página núm. 27
d) En el supuesto de la presencia de más de una componente
tonal emergente se adoptará como valor del parámetro
Kt, el mayor de los correspondientes a cada una de ellas.
Presencia de componentes de baja frecuencia:
Para la evaluación detallada del ruido por presencia de
componentes de baja frecuencia se tomará como procedimiento
de referencia el siguiente:
a) Se medirá, preferiblemente de forma simultánea, los
niveles de presión sonora con las ponderaciones frecuenciales
A y C. b) Se calculará la diferencia entre los valores obtenidos,
debidamente corregidos por ruido de fondo:
c) Se determina la presencia o la ausencia de componentes
de baja frecuencia y el valor del parámetro de corrección
Kf aplicando la tabla siguiente:
Lf en dB Componente de baja frecuencia
Kf en dB
Si Lf <= 10 0
Si 10 < Lf <=15 3
Si Lf >15 6
Presencia de componentes impulsivos.
Para la evaluación detallada del ruido por presencia de
componentes impulsivos se tomará como procedimiento de
referencia el siguiente:
a) Se medirá, preferiblemente de forma simultánea, los
niveles de presión sonora continuo equivalente ponderado A,
en una determinada fase de ruido de duración Ti segundos, en
la cual se percibe el ruido impulsivo, LAeq,Ti, y con la constante
temporal impulso (I) del equipo de medida, LAIeq,Ti.
b) Se calculará la diferencia entre los valores obtenidos,
debidamente corregidos por ruido de fondo:
c) Se determinará la presencia o la ausencia de componente
impulsiva y el valor del parámetro de corrección Ki aplicando
la tabla siguiente:
realizar n y los intervalos temporales entre medidas, de forma
que el resultado de la medida sea representativo de la valoración
del índice que se esta evaluando en el periodo temporal
de evaluación.
c) Para la determinación de los niveles sonoros promedio
a largo plazo se deben obtener suficientes muestras independientes
para obtener una estimación representativa del nivel
sonoro promediado de largo plazo.
d) Las mediciones en el espacio interior de los edificios se
realizarán con puertas y ventanas cerradas, y las posiciones
preferentes del punto de evaluación cumplirán las especificaciones
del apartado 3.b), de la IT.1, realizando como mínimo
tres posiciones, separadas, si es posible, al menos 0,7 metros
entre ellas. Cuando estas posiciones no sean posibles las mediciones
se realizarán en el centro del recinto.
e) No obstante, en los ensayos de evaluación de los objetivos
de calidad acústica aplicables al espacio interior habitable
de edificaciones destinadas a vivienda, usos residenciales,
hospitalarios, educativos o culturales y administrativos o de
oficinas, podrá incluirse una medición realizada con ventanas
abiertas, cuando pueda resultar útil para la resolución de un
procedimiento judicial y la medición descrita en el apartado
anterior se encuentre al límite o supere en 1 dBA los objetivos
establecidos en la Tabla IV. Esta medida tendrá un carácter
meramente informativo al igual que la valoración de efectos
indirectos y en ningún momento sustituirá a la medida reglamentaria
descrita en el apartado anterior.
f) Atendiendo a la finalidad, la evaluación por medición de
los índices de ruido que se establecen en este Reglamento se
adecuará además de lo indicado en los párrafos anteriores a
las normas específicas de los párrafos siguientes:
3.4.1. Evaluación de los índices de ruido referentes a objetivos
de calidad acústica en áreas de sensibilidad acústica.
a) Se realizará una evaluación preliminar mediante mediciones
en continuo durante al menos 24 horas, correspondientes
a los episodios acústicamente más significativos, atendiendo
a la fuente sonora que tenga mayor contribución en los
ambientes sonoros del área acústica.
b) Se determinará el número de puntos necesarios para
la caracterización acústica de la zona atendiendo a las dimensiones
del área acústica, y a la variación espacial de los niveles
sonoros.
c) El micrófono se situara preferentemente a 4 metros sobre
el nivel del suelo, fijado a un elemento portante estable y
separado al menos 1,20 metros de cualquier fachada o paramento
que pueda introducir distorsiones por reflexiones en la
medida. Para la medición se podrán escoger otras alturas, si
bien éstas no deberán ser inferiores a 1,5 m sobre el nivel del
suelo, y los resultados deberán corregirse de conformidad con
una altura equivalente de 4 m. En estos casos se justificaran
técnicamente los criterios de corrección aplicados.
3.4.2. Evaluación de los índices de ruido referentes a los
niveles sonoros producidos por los emisores acústicos.
a) Infraestructuras viarias, ferroviarias y aeroportuarias.
- Se deberán realizar al menos 3 series de mediciones
del LAeq,Ti, con tres mediciones en cada serie, de una duración
mínima de 5 minutos (Ti = 300 segundos), con intervalos temporales
mínimos de 5 minutos, entre cada una de las series.
- La evaluación del nivel sonoro en el periodo temporal de
evaluación se determinará a partir de los valores de los índices
LAeq,Ti de cada una de las medidas realizadas, aplicando la siguiente
expresión:
Li en dB Componente impulsiva
Ki en dB
Si Li <= 10 0
Si 10 < Li <=15 3
Si Li >15 6
3.4. Procedimientos de medición.
Los procedimientos de medición in situ utilizados para la
evaluación de los índices de ruido que establece este Reglamento
se adecuarán a las prescripciones siguientes:
a) Las mediciones se pueden realizar en continuo durante
el periodo temporal de evaluación completo, o aplicando métodos
de muestreo del nivel de presión sonora en intervalos
temporales de medida seleccionados dentro del periodo temporal
de evaluación.
b) Cuando en la medición se apliquen métodos de muestreo
del nivel de presión sonora, para cada periodo temporal
de evaluación, día, tarde, noche, se seleccionarán, atendiendo
a las características del ruido que se esté evaluando, el intervalo
temporal de cada medida Ti, el número de medidas a
Página núm. 28 BOJA núm. 24 Sevilla, 6 de febrero 2012
Donde:
T, es el tiempo en segundos correspondiente al periodo
temporal de evaluación considerado.
Ti, intervalo de tiempo de la medida i.
n, es el número de mediciones del conjunto de las series
de mediciones realizadas en el periodo de tiempo de referencia
T.
El valor del nivel sonoro resultante, se redondeará incrementándolo
en 0,5 dB(A), tomando la parte entera como valor
resultante.
b) Infraestructuras portuarias de competencia autonómica
o local y actividades.
- Cuando la finalidad de las mediciones sea la inspección
de actividades por parte de la Administración competente, los
titulares o usuarios de aparatos generadores de ruidos, tanto
al aire libre como en establecimientos o locales, facilitarán a
los inspectores el acceso a sus instalaciones o focos de emisión
de ruidos y dispondrán su funcionamiento a las distintas
velocidades, cargas o marchas que les indiquen dichos inspectores,
pudiendo presenciar aquellos todo el proceso operativo.
- La medición, tanto de los ruidos emitidos al ambiente
exterior de las áreas de sensibilidad acústica, como de los
transmitidos al ambiente interior de las edificaciones por los
emisores acústicos, se llevará a cabo en el punto de evaluación,
en que su valor sea más alto.
- Cuando, por las características del emisor acústico, se
comprueben variaciones significativas de sus niveles de emisión
sonora durante el periodo temporal de evaluación, se dividirá
éste, en intervalos de tiempo, Ti, o fases de ruido (i) en los
cuales el nivel de presión sonora en el punto de evaluación se
perciba de manera uniforme.
- En cada fase de ruido se realizarán al menos tres mediciones
para el cálculo de los correspondientes valores del LKeq,Ti, de
una duración mínima de 5 segundos, con intervalos de tiempo
mínimos de 3 minutos, entre cada una de las medidas.
- Las medidas se considerarán válidas, cuando la diferencia
entre los valores extremos obtenidos, es menor o igual a
6 dBA.
- Si la diferencia fuese mayor, se deberá proceder a la
obtención de una nueva serie de tres mediciones.
- De reproducirse un valor muy diferenciado del resto, en
al menos 6 dBA, se investigará su origen. Si se localiza, y está
originado por alguna circunstancia propia del normal funcionamiento
de la actividad, se deberá repetir hasta cinco veces las
mediciones, de forma que el foco origen de dicho valor entre
en funcionamiento durante los cinco segundos de duración de
cada medida.
- Se tomará como resultado de la medición el valor más
alto de los obtenidos.
- En la determinación del LKeq,Ti se tendrá en cuenta la corrección
por ruido de fondo.
Para la determinación del ruido de fondo, se procederá de
forma análoga a la descrita para la medida del LKeq,Ti, manteniendo
invariables las condiciones del entorno de la medición.
Una vez valorado el nivel de fondo en los mismos puntos
de medición, el nivel transmitido por la fuente sonora será la
diferencia energética entre el nivel obtenido con la actividad en
marcha y los valores del ruido de fondo mediante la expresión:
Si la diferencia entre L Aeq total y L Aeq fondo es igual o inferior
a 3 dBA, se indicará expresamente que el nivel procedente
de la fuente sonora L Aeq actividad no puede ser determinado con
exactitud.
- Cuando se determinen fases de ruido, la evaluación del
nivel sonoro en el periodo temporal de evaluación se determinará
a partir de los valores de los índices LKeq,Ti de cada fase
de ruido medida, aplicando la siguiente expresión:
Donde:
T, es el tiempo en segundos correspondiente al periodo
temporal de evaluación considerado (>=Ti ).
Ti, es el intervalo de tiempo asociado a la fase de ruido i.
La suma de los Ti =T.
n, es el número de fases de ruido en que se descompone
el periodo temporal de referencia T.
El valor del nivel sonoro resultante, se redondeará incrementándolo
en 0,5 dB(A), tomando la parte entera como valor
resultante.
3.5. Condiciones de medición.
En la realización de las mediciones para la evaluación de
los niveles sonoros, se deberá tener en cuenta lo siguiente:
a) Las condiciones de humedad y temperatura deberán
ser compatibles con las especificaciones del fabricante del
equipo de medida.
b) En la evaluación del ruido transmitido por un determinado
emisor acústico no serán válidas las mediciones realizadas
en el exterior con lluvia, teniéndose en cuenta para las
mediciones en el interior, la influencia de la misma a la hora
de determinar su validez en función de la diferencia entre los
niveles a medir y el ruido de fondo, incluido en éste, el generado
por la lluvia.
c) Será preceptivo que antes y después de cada medición,
se realice una verificación acústica de la cadena de medición
mediante calibrador sonoro, que garantice un margen de desviación
no superior a 0,3 dB respecto el valor de referencia
inicial.
d) Las mediciones en el medio ambiente exterior se realizarán
usando equipos de medida con pantalla antiviento.
Asimismo, cuando en el punto de evaluación la velocidad del
viento sea superior a 5 metros por segundo se desistirá de la
medición.
B. MÉTODOS Y PROCEDIMIENTOS DE MEDICIÓN DE AISLAMIENTOS
1. Procedimiento de medida y valoración de los aislamientos
acústicos a ruido aéreo.
El procedimiento a seguir para la medida del aislamiento
acústico a ruido aéreo es el definido por la Norma UNE-EN ISO
10140 en su parte 4.ª
Las magnitudes implicadas en las exigencias de aislamiento
frente al ruido aéreo con indicación de los procedimientos
y normas de medición y valoración global son:
Situación tipo
de aislamiento
Ruido incidente
o dominante exterior
Magnitud, ecuación
y Norma de medición
Magnitud de valoración
y ecuación a aplicar
Entre recintos
interiores Rosa DnT (f) (A. 4)
UNE EN ISO 140-4 DnT,A (A.7)
Diferencia de niveles estandarizada, ponderada A, entre
recintos interiores, DNT, A: Valoración global, en dBA, de la diferencia
de niveles estandarizada, entre recintos interiores, DNT,
para ruido rosa.
Se define mediante la expresión siguiente.
Sevilla, 6 de febrero 2012 BOJA núm. 24 Página núm. 29
siendo:
DnT,i: diferencia de niveles estandarizada en la banda de
frecuencia 1, [dB];
Lar, i: valor del espectro normalizado del ruido rosa, ponderado
A, en la banda de frecuencia i, [dBA];
i: recorre todas las bandas de frecuencia de tercio de octava
de 100Hz a 5 kHz.
2. Procedimiento de medida y valoración del aislamiento
acústico al ruido aéreo de fachadas y cubiertas.
El procedimiento para evaluar el aislamiento a ruido aéreo
respecto al ambiente exterior a través de las fachadas, DA seguirá
las siguientes premisas:
- La sistemática de ensayo será la descrita por la Norma
UNE-EN ISO 10140- 4.ª
- El índice de valoración utilizado será diferencia de niveles,
D, corregida por el ruido de fondo.
- Como recinto emisor se utilizará el recinto en el que
se genera el ruido que se pretende evaluar, utilizando como
fuente un espectro patrón de ruido rosa
- Como recinto receptor se utilizará la vía publica. La ubicación
de los puntos de medida en el receptor será distanciados
1,5 metros del elemento constructivo de separación que
se pretenda evaluar, a una cota relativa de entre 1,2 y 1,5
metros, uniformemente distribuidos por toda la superficie del
elemento constructivo de separación.
Así:
Siendo C, el término de adaptación espectral a ruido rosa,
ponderado A, según lo descrito por la Norma ISO 717-1.
3. Procedimiento de medida y valoración de los aislamientos
acústicos a ruidos de impacto.
1. El procedimiento a seguir para la medida del aislamiento
acústico a ruido de impacto, a la hora de comprobar
las condiciones acústicas en un edificio, es el definido por la
Norma UNE-EN ISO 10140 en su parte 7.ª
2. Para comprobar el cumplimiento de los límites establecidos
en el artículo 33.5 para la valoración del aislamiento a
ruido de impacto de una actividad colindante respecto a la sala
receptora, siempre que exista transmisión estructural por elementos
sólidos de la edificación, se seguirá el procedimiento
establecido en el párrafo anterior, tomando como resultado final
de la medición el nivel sonoro LAeq10s máximo alcanzado
durante la misma.
C. MÉTODOS DE EVALUACIÓN PARA EL ÍNDICE DE VIBRACIONES
1. Métodos de medición de vibraciones.
Los métodos de medición para la evaluación del índice de
vibración Law, son los siguientes:
a) Con instrumentos con la ponderación frecuencial wm.
Este método se utilizará para evaluaciones de precisión
y requiere de un instrumento que disponga de ponderación
frecuencial wm, de conformidad con la definición de la norma
ISO 2631-2:2003.
Se medirá el valor eficaz máximo obtenido con un detector
de media exponencial de constante de tiempo 1s (slow) durante
la medición. Este valor corresponderá al parámetro aw,
Maximum Transient Vibration Value, (MTVV), según se recoge
en la norma ISO 2631-1:1997.
b) Método numérico para la obtención del indicador Law.
Cuando los instrumentos de medición no posean ponderación
frecuencial y/o detector de media exponencial, o como
alternativa a los procedimientos descritos en los párrafos a) y
c), se podrá recurrir a la grabación de la señal sin ponderación
y posterior tratamiento de los datos de conformidad con las
normas ISO descritas en el párrafo a).
c) Calculando la ponderación frecuencial wm.
Teniendo en cuenta que este procedimiento no es adecuado
cuando se miden vibraciones transitorias (a causa de la
respuesta lenta de los filtros de tercio octava de más baja frecuencia
(108 s) respecto a la respuesta «slow») su uso queda
limitado a vibraciones de tipo estacionario.
Cuando los instrumentos no dispongan de la ponderación
frecuencial wm se podrá realizar un análisis espectral, con resolución
mínima de banda de 1/3 de octava de acuerdo con la
metodología que se indica a continuación.
El análisis consiste en obtener la evolución temporal de
los valores eficaces de la aceleración con un detector de media
exponencial de constante de tiempo 1s (slow) para cada una
de las bandas de tercio de octava especificadas la normativa
ISO 2631-2:2003 (1 a 80 Hz) y con una periodicidad de cómo
mínimo un segundo para toda la duración de la medición.
A continuación se multiplicará cada uno de los espectros
obtenidos por el valor de la ponderación frecuencial wm (ISO
2631-2:2003).
En la siguiente tabla se detallan los valores de la ponderación
wm (ISO 2631-2:2003) para las frecuencias centrales de
las bandas de octava de 1 Hz a 80 Hz.
Frecuencia wm
Hz factor dB
1 0,833 -1,59
1,25 0,907 -0,85
1,6 0,934 -0,59
2 0,932 -0,61
2,5 0,910 -0,82
3,15 0,872 -1,19
4 0,818 -1,74
5 0,750 -2,50
6,3 0,669 -3,49
8 0,582 -4,70
10 0,494 -6,12
12,5 0,411 -7,71
16 0,337 -9,44
20 0,274 -11,25
25 0,220 -13,14
31,5 0,176 -15,09
40 0,140 -17,10
50 0,109 -19,23
63 0,0834 -21,58
80 0,0604 -24,38
Seguidamente se obtendrán los valores de aceleración
global ponderada para los distintos instantes de tiempo (para
cada espectro) mediante la siguiente fórmula:
Donde:
aw,i,j: el valor eficaz (RMS, slow) de la señal de aceleración
expresado en m/s2, para cada una de las bandas de tercio de
octava (j) y para los distintos instantes de la medición (i).
wm,j: el valor de la ponderación frecuencial wm para cada
una de las bandas de tercio de octava (j).
aw,i: el valor eficaz (RMS, slow) de la señal de aceleración
global ponderada para los distintos instantes de la medición.
Página núm. 30 BOJA núm. 24 Sevilla, 6 de febrero 2012
Finalmente, para encontrar el valor de aw (MTVV) debe
escogerse el valor máximo de las distintas aceleraciones globales
ponderadas, para los distintos instantes de medición.
2. Procedimientos de medición de vibraciones.
Los procedimientos de medición in situ utilizados para la
evaluación del índice de vibración que establece este Reglamento
se adecuarán a las prescripciones siguientes:
a) Previamente a la realización de las mediciones es preciso
identificar los posibles focos de vibración, las direcciones
dominantes y sus características temporales.
b) Las mediciones se realizarán sobre el suelo en el lugar
y momento de mayor molestia y en la dirección dominante de
la vibración si esta existe y es claramente identificable. Si la
dirección dominante no está definida se medirá en tres direcciones
ortogonales simultáneamente, obteniendo el valor eficaz
aw,i(t) en cada una de ellas y el índice de evaluación como
suma cuadrática, en el tiempo t, aplicando la expresión:
c) Para la medición de vibraciones generadas por actividades,
se distinguirá entre vibraciones de tipo estacionario o
transitorio.
i. Tipo estacionario: se deberá realizar la medición al menos
en un minuto en el periodo de tiempo en el que se establezca
el régimen de funcionamiento más desfavorable; si
este no es identificable se medirá al menos un minuto para los
distintos regímenes de funcionamiento.
ii. Tipo transitorio: se deberán tener en cuenta los posibles
escenarios diferentes que puedan modificar la percepción
de la vibración (foco, intensidad, posición, etc.). A efectos de la
aplicación de los criterios señalados en el artículo 28.1.b) del
Reglamento, en la medición se deberá distinguir entre los periodos
diurno y nocturno, contabilizando el número de eventos
máximo esperable.
d) En la medición de vibraciones generadas por las
infraestructuras igualmente se deberá distinguir entre las de
carácter estacionario y transitorio. A tal efecto el tráfico rodado
en vías de elevada circulación puede considerarse estacionario.
i. Tipo estacionario: se deberá realizar la medición al menos
en cinco minutos dentro del periodo de tiempo de mayor
intensidad (principalmente de vehículos pesados) de circulación.
En caso de desconocerse datos del tráfico de la vía se
realizarán mediciones durante un día completo evaluando el
valor eficaz aw.
ii. Tipo transitorio: se deberán tener en cuenta los posibles
escenarios diferentes que puedan modificar la percepción de
la vibración (p.e: en el caso de los trenes se tendrá en cuenta
los diferentes tipos de vehículos por cada vía y su velocidad
si la diferencia es apreciable). A efectos de la aplicación de
los criterios señalados en el artículo 28.1.b) del Reglamento,
en la medición se deberá distinguir entre los periodos diurno
y nocturno, contabilizando el número de eventos máximo esperable.
e) De tratarse de episodios reiterativos, se realizará la medición
al menos tres veces, dándose como resultado el valor
más alto de los obtenidos; si se repite la medición con seis o
más eventos se permite caracterizar la vibración por el valor
medio más una desviación típica.
f) En la medición de la vibración producida por un emisor
acústico a efectos de comprobar el cumplimiento de lo estipulado
en el artículo 31 de este Reglamento, se procederá a la
corrección de la medida por la vibración de fondo (vibración
con el emisor parado).
Será preceptivo que antes y después de cada medición,
se realice una verificación de la cadena de medición con un
calibrador de vibraciones, que garantice su buen funcionamiento.
IT.3
CONTENIDOS MÍNIMOS DE LOS ESTUDIOS ACÚSTICOS
El estudio acústico se define como «el conjunto de documentos
acreditativos de la identificación y valoración de impactos
ambientales en materia de ruidos y vibraciones». Se
distinguen cinco tipos de estudios acústicos:
1. Estudios acústicos de actividades o proyectos distintos
de los de infraestructuras sometidos a autorización ambiental
unificada o a autorización ambiental integrada según el Anexo
de la Ley 7/2007, de 9 de julio, de Gestión Integrada de la
Calidad Ambiental.
2. Estudios acústicos de actividades sujetas a calificación
ambiental y de las no incluidas en el Anexo de la Ley 7/2007,
de 9 de julio, de Gestión Integrada de la Calidad Ambiental.
3. Estudios acústicos de infraestructuras.
4. Estudios acústicos de los instrumentos de planeamiento
urbanístico.
5. Estudios de Zonas Acústicas Especiales.
1. Estudios acústicos de actividades o proyectos distintos
de los de infraestructuras sometidos a autorización ambiental
unificada o a autorización ambiental integrada según el anexo
de la Ley 7/2007, de 9 de julio, de Gestión Integrada de la
Calidad Ambiental.
a) Descripción de la actividad y horario de funcionamiento.
b) Caracterización del entorno, ubicación de la parcela y
descripción de las edificaciones y locales.
c) Descripción y caracterización acústica de los focos de
ruido, tanto de estado preoperacional como del operacional.
d) Evaluación del estado preoperacional.
Se realizará un análisis previo que comprenderá un plan
de medida «in situ», en los puntos necesarios que permitan
identificar con detalle la situación acústica medioambiental
en la zona de posible afección de la actividad o proyecto a
implantar. En uno de los puntos, la medición debe realizarse,
en su caso, durante un mínimo de 24 horas en continuo. En
la medida de lo posible, los puntos de muestreo elegidos deberían
permitir la repetición de las medidas en el estado operacional.
Estos puntos de medición se utilizarían para validar
el método de calculo. En todo caso, se estimarán los niveles
preoperacionales de los índices acústicos Ld, Le y Ln mediante
la aplicación de métodos de cálculo establecidos en el apartado
2 del Anexo II del Real Decreto 1513/2005, de un año y
de un día en la situación más desfavorable. Estos niveles se
asimilarán a los niveles de ruido de fondo.
e) Predicción del estado operacional.
Se estimarán los niveles operacionales de los índices
acústicos Ld, Le y Ln mediante la aplicación de métodos de
cálculo establecidos en el apartado 2 del Anexo II del Real Decreto
1513/2005, de un año y de un día en la situación más
desfavorable, considerando los efectos indirectos asociados a
la actividad como tráfico inducido, operaciones de carga y descarga,
instalaciones auxiliares, etc. Igualmente, se estimarán
los niveles de los índices LKd, LKe y LKn para cada uno de los
emisores acústicos de la actividad valorada. Se determinarán
las zonas de mayor afección mediante la consideración de todos
los factores que puedan afectar a los niveles de ruido (ubicación
de los focos, régimen de trabajo, carreteras próximas,
viento predominante….). Todos los emisores acústicos se caSevilla,
6 de febrero 2012 BOJA núm. 24 Página núm. 31
racterizarán indicando sus espectros de emisión si fueran conocidos,
en forma de potencia o de presión acústica. Si estos
espectros fuesen desconocidos, se podrá recurrir a determinaciones
empíricas o a estimaciones si no se pudiera medir.
f) Análisis del impacto acústico de la actividad.
Se realizará mediante la comparación de la situación
acústica preoperacional y operacional. Se analizará el cumplimiento
de los objetivos de calidad acústica en áreas de sensibilidad
acústica así como el cumplimiento de los valores límites
aplicables a los emisores acústicos de la actividad. Cuando se
demuestre que en el estado preoperacional se superan los objetivos
de calidad acústica, el estudio acústico justificará que
en ningún caso los emisores acústicos de la actividad superan
los valores límite de aplicación.
g) Definición de las medidas correctoras a implantar.
Cuando se prevea como consecuencia del funcionamiento
de la actividad un incumplimiento de los valores límites o de
los objetivos de calidad de aplicación se estudiarán las medidas
correctoras a adoptar. Dichas medidas correctoras deberán
quedar identificadas y definidas, justificándose la idoneidad
de las mismas mediante los correspondientes cálculos.
h) Programación de medidas «in situ».
Se programarán mediciones que permitan comprobar,
una vez concluido el proyecto, que las medidas adoptadas han
sido las correctas, que no se incumplen los objetivos de calidad
y que no se superan los valores límites de aplicación.
i) Documentación anexa:
- Plano de situación de la actividad o proyecto.
- Plano donde se identifiquen los distintos focos emisores,
los receptores afectados, colindantes y no colindantes, cuyos
usos se definirán claramente, y las distintas áreas de sensibilidad
acústica, así como otras zonas acústicas.
- Representación de las líneas isofónicas de los niveles
resultantes de los estados preoperacional y operacional.
- Plano con la situación y las características de las medidas
correctoras, así como de sus secciones y alzados, con
acotaciones y definiciones de elementos. Asimismo, se deben
representar gráficamente los niveles de emisión previstos tras
la aplicación de las medidas correctoras.
- Normas y cálculos de referencia utilizadas para la justificación
de los aislamientos de las edificaciones y para la definición
de los focos ruidosos y los niveles generados.
2. Estudios Acústicos de actividades sujetas a calificación
ambiental y de las no incluidas en el Anexo de la Ley 7/2007,
de 9 de julio, de Gestión Integrada de la Calidad Ambiental.
El estudio acústico comprenderá, como mínimo:
a) Descripción del tipo de actividad, zona de ubicación y
horario de funcionamiento.
b) Descripción de los locales en que se va a desarrollar
la actividad.
Definición de las características constructivas de sus cerramientos,
así como de los usos adyacentes y su situación
respecto a viviendas u otros usos sensibles y de la situación
acústica preoperacional.
c) Características de los focos de contaminación acústica
o vibratoria de la actividad, incluyendo los posibles impactos
acústicos asociados a efectos indirectos tales como tráfico inducido,
operaciones de carga y descarga o número de personas
que las utilizarán.
d) Niveles de emisión previsibles.
Se deberán caracterizar todos los emisores acústicos con
indicación de los espectros de emisiones si fueren conocidos,
bien en forma de niveles de potencia acústica o bien en niveles
de presión acústica. Si estos espectros no fuesen conocidos
se podrá recurrir a determinaciones empíricas o estimaciones.
Para vibraciones se definirán las frecuencias perturbadoras y
la naturaleza de las mismas.
En el caso de pubs y bares con música, se partirá de un
niveles de emisión sonora mínimo de 96 dBA y para discotecas
de 111 dBA,
Se valorarán los ruidos que por efectos indirectos pueda
ocasionar la actividad o instalación en las inmediaciones de su
implantación, con objeto de proponer las medidas correctoras
adecuadas para evitarlos o disminuirlos.
e) Descripción de aislamientos acústicos y demás medidas
correctoras a adoptar.
Para la implantación de medidas correctoras basadas en
silenciadores, rejillas acústicas, pantallas, barreras o encapsulamientos,
se justificarán los valores de los aislamientos acústicos
proyectados y los niveles de presión sonora resultantes
en los receptores afectados.
f) Justificación de que, una vez puesta en marcha, la actividad
no producirá unos niveles de inmisión que incumplan los
niveles establecidos en el Reglamento.
g) En los casos de control de vibraciones, se actuará de
forma análoga a la descrita anteriormente, definiendo con detalle
las condiciones de operatividad del sistema de control.
h) Programación de las mediciones acústicas in situ que
se consideren necesarias realizar después de la conclusión de
las instalaciones, con objeto de verificar que los elementos y
medidas correctoras proyectadas son efectivas y permiten,
por tanto, cumplir los límites y exigencias establecidas en el
presente Reglamento.
i) Documentación anexa:
- Plano de situación de la actividad o proyecto.
- Plano donde se identifiquen los distintos focos emisores,
los receptores afectados, colindantes y no colindantes, cuyos
usos se definirán claramente, y las distintas áreas de sensibilidad
acústica, así como otras zonas acústicas.
- Plano con la situación y las características de las medidas
correctoras, así como de sus secciones y alzados, con
acotaciones y definiciones de elementos. Asimismo, se deben
representar gráficamente los niveles de emisión previstos tras
la aplicación de las medidas correctoras.
- Normas y cálculos de referencia utilizadas para la justificación
de los aislamientos de las edificaciones y para la definición
de los focos ruidosos y los niveles generados.
3. Estudios acústicos de infraestructuras.
A) Estudio acústico incorporado al estudio de impacto
ambiental.
?) Estudio de la situación preoperacional en el territorio
afectado por la infraestructura, mediante la identificación de
los emisores y los receptores existentes y mediante la evaluación
de los índices de ruido Ld, Le y Ln, según se definen en
el Anexo I del Real Decreto 1513/2005, de 16 de diciembre,
por el que se desarrolla la Ley 37/2003, de 17 de noviembre,
del Ruido, en lo referente a la evaluación y gestión del ruido
ambiental. Esta evaluación podrá realizarse mediante un plan
de medida «in situ», en los puntos necesarios que permitan
identificar con detalle la situación acústica medioambiental en
la zona de posible afección de la infraestructura, o mediante la
aplicación de los métodos de cálculo establecidos en el apartado
2 del Anexo II del Real Decreto 1513/2005, de un año y
de un día en la situación más desfavorable.
?) Para la evaluación acústica en fase operacional de la
alternativa propuesta en el Estudio de Impacto Ambiental se
elaborará un mapa de ruido con el contenido previsto en el
artículo 8.a) del Real Decreto 1367/2007, de 19 de octubre,
por el se desarrolla la Ley 37/2003, de 17 de noviembre, del
Ruido, en lo referente a zonificación acústica, objetivos de calidad
y emisiones acústicas.
?) En el caso de que el promotor hubiera decidido declarar
servidumbres acústicas afectas al funcionamiento o desarrollo
de la infraestructura, éstas se delimitarán en el mapa de ruido
previsto en el punto b del presente párrafo, identificándose los
Página núm. 32 BOJA núm. 24 Sevilla, 6 de febrero 2012
receptores sensibles ubicados dentro de las mismas y los niveles
acústicos a que están sometidos dichos receptores.
?) Propuesta de medidas correctoras, se hayan declarado
zonas de servidumbre acústica o no, que serán incluidas en la
declaración de impacto ambiental o en la resolución del procedimiento
de autorización ambiental unificada correspondientes.
B) Estudio acústico de detalle relativo al proyecto de construcción.
?) Representación de los niveles sonoros previstos en
la fase de explotación, para lo cual se elaborará un mapa de
ruido con el contenido previsto en el artículo 8.a) del Real Decreto
1367/2007, de 19 de octubre.
?) Definición de las medidas correctoras a adoptar.
4. Estudios acústicos de los instrumentos de planeamiento
urbanístico.
El estudio acústico comprenderá, como mínimo:
1. Estudio y análisis acústico del territorio afectado por el
instrumento de planeamiento, que comprenderá un análisis de
la situación existente en el momento de elaboración del Plan y
un estudio predictivo de la situación derivada de la ejecución
del mismo, incluyendo en ambos casos la zonificación acústica
y las servidumbres acústicas que correspondan, así como
un breve resumen del estudio acústico.
2. Justificación de las decisiones urbanísticas adoptadas
en coherencia con la zonificación acústica, los mapas de ruido
y los planes de acción aprobados.
3. Demás contenido previsto en la normativa aplicable en
materia de evaluación ambiental de los instrumentos de ordenación
urbanística.
5. Estudios de Zonas Acústicas Especiales.
a) Caracterización del Área Acústica en que se encuentra
enclavada la Zona Acústica Especial.
b) Descripción y caracterización acústica de los focos de
ruido y su horario de funcionamiento.
c) Evaluación de los niveles sonoros ambientales a través
de los índices acústicos Ld, Le y Ln, mediante un plan de
medida «in situ», en los puntos necesarios que permitan identificar
con detalle la situación acústica medioambiental en la
zona. En uno de los puntos es aconsejable que la medición
se realice durante un mínimo de 24 horas en continuo. En la
medida de lo posible, los puntos de muestreo elegidos deberían
permitir la repetición de las medidas para los estudios de
comprobación de la eficacia de los planes de acción.
d) Se valorarán los ruidos que por efectos indirectos
pueda ocasionar las actividades existentes, con objeto de proponer
las medidas correctoras adecuadas en los correspondientes
planes de acción, para evitarlos o disminuirlos.
e) Análisis de la situación acústica ambiental.
f) Se realizará mediante la comparación de la situación
acústica ambiental obtenida de las mediciones, con los límites
establecidos para el área acústica correspondiente.
g) Documentación anexa:
1. Plano de situación de la zona.
2. Plano donde se identifiquen los distintos focos emisores.
3. Representación de las líneas isofónicas de los niveles
resultantes.
IT.4
CONTENIDO DE LOS INFORMES
Con el fin de normalizar la documentación que ha de
remitirse a la Administración competente, y orientar sobre el
contenido básico de los informes de estudios y ensayos acústicos,
se recogen en los informes tipo para cada uno de los
supuestos recogidos en la normativa. Estos informes tipo, que
tienen un carácter meramente indicativo, son los siguientes:
a) Informes referentes a estudios de prevención acústica.
En este caso, el índice propuesto hace referencia a las actividades
y procedimientos contenidos en los artículos 43 y 44
y para Estudios acústicos de actividades o proyectos distintos
de los de infraestructuras sometidos a autorización ambiental
unificada o a autorización ambiental integrada según el Anexo
de la Ley 7/2007, de 9 de julio, de gestión integrada de la
calidad ambiental y Estudios Acústicos de Actividades sujetas
a Calificación Ambiental y de las no incluidas en el Anexo de la
Ley 7/2007, de 9 de julio, de Gestión Integrada de la Calidad
Ambiental.
b) Informes relativos a control y disciplina acústica. En
este caso, el índice propuesto servirá como base práctica para
la redacción de los informes relativos a las actividades descritas
en el Título V.
A) Informes de prevención acústica.
1. Objeto y alcance del informe.
2. Descripción del área analizada y de las fuentes de ruido
consideradas.
2.1. Localización y descripción del área de estudio.
2.2. Descripción del tipo de actividad.
2.3. Localización y descripción de las principales fuentes
de contaminación acústica consideradas.
3. Identificación y descripción de los puntos de medida.
3.1. Justificación de los puntos de medida seleccionados.
3.2. Descripción y localización exacta de los puntos de
medida.
4. Condiciones Ambientales e Incidencias.
4.1. Registro de las condiciones ambientales en las que
se realizaron los ensayos: temperatura, humedad, presión atmosférica
y viento en módulo y dirección.
4.2. Medidas correctoras o paliativas a adoptadas para
minimizar el posible efecto de las condiciones ambientales.
4.3. Eventualidades acontecidas a lo largo del muestreo y
medidas implantadas para su minimización o corrección.
5. Instrumentación.
5.1. Descripción de los aparatos de medida y auxiliares
utilizados: tipo, marca, modelo y núm. de serie.
5.2. Justificación de la idoneidad de los aparatos utilizados.
6. Metodología de ensayo. Normativa aplicable.
6.1. Descripción detallada del procedimiento o metodología
aplicado durante el estudio.
6.2. Normativa de referencia.
7. Resultados obtenidos.
7.1 Registro de datos obtenidos durante las mediciones.
7.2. Relación de los parámetros e índices de evaluación
obtenidos tras el tratamiento de los datos iniciales.
7.3. Estudios de predicción mediante modelos de propagación,
si procede.
8. Conclusiones.
8.1. Análisis de los resultados obtenidos, y su adecuación
a la norma de referencia.
8.2. Programación de medidas preventivas: correctoras o
paliativas en el caso en que proceda.
9. Anexos.
9.1. Planos de situación.
9.2. Material gráfico (mapas, croquis, fotografías).
9.3. Declaración responsable de disponer de los de los
Certificados de calibración y verificación de la instrumentación.
9.4. Registros de datos.
9.5. Otros.
B) Informes de Control y Disciplina.
1. Entidad Inspectora.
Identificación del técnico o entidad designada para la realización
de los ensayos.
2. Denunciante.
Datos relativos a la(s) persona(s) que solicitan la inspección.
3. Actividad objeto de inspección.
3.1. Localización y descripción del área de estudio.
Sevilla, 6 de febrero 2012 BOJA núm. 24 Página núm. 33
3.2. Descripción del tipo de actividad.
3.3. Localización y descripción de las principales fuentes
de contaminación acústica consideradas.
4. Normativa vigente de aplicación.
5. Instrumentación.
5.1. Descripción de los aparatos de medida y auxiliares
utilizados: Tipo, marca, modelo y núm. de serie.
5.2. Justificación de la idoneidad de los aparatos utilizados.
6. Descripción de la metodología aplicada.
6.1. Descripción detallada del procedimiento o metodología
aplicado durante el estudio.
6.2. Registro de las condiciones ambientales en las que
se realizaron los ensayos: Temperatura, humedad, presión atmosférica
y viento en módulo y dirección.
6.3. Eventualidades acontecidas a lo largo del muestreo y
medidas implantadas para su minimización o corrección.
7. Resultados obtenidos.
7.1. Registro de datos obtenidos durante las mediciones.
7.2. Relación de los parámetros e índices de evaluación
obtenidos tras el tratamiento de los datos iniciales.
8. Conclusiones.
Análisis de los resultados obtenidos, y su adecuación a la
norma de referencia.
9. Anexos.
9.1. Planos de situación.
9.2. Material gráfico.
9.3. Declaración responsable de disponer de los Certificados
de calibración y verificación de la instrumentación.
9.4. Registros de datos.
9.5. Otros.
IT.5
ESTUDIO DEL CUMPLIMIENTO DEL DB-HR DEL RUIDO
DEL CÓDIGO TÉCNICO DE LA EDIFICACIÓN
1. Junto a la documentación que deba presentarse a los
efectos de obtener la licencia de primera ocupación de un edificio,
el promotor deberá presentar un informe de ensayo, que
justifique los siguientes extremos:
a) Que se cumple «in situ» con los aislamientos acústicos
exigidos en la norma DB-HR del ruido del CTE.
b) Que las instalaciones comunes del edificio no producen
en las viviendas, niveles sonoros «in situ» superiores a los
valores límite establecidos.
2. Las comprobaciones de aislamiento acústico a ruido
aéreo entre viviendas se llevarán a cabo mediante un muestreo
representativo en, al menos, un 20% de las viviendas de
la promoción. Cuando este 20% sea inferior a la unidad se
comprobará al menos en una.
3. Las comprobaciones de aislamiento acústico a ruido
aéreo de fachadas, se llevarán a cabo mediante un muestreo
representativo en, al menos, un 10% de las viviendas de la
promoción. Cuando este 10% sea inferior a la unidad se comprobará
al menos en una.
4. Las comprobaciones de aislamiento acústico a ruido
de impacto, se llevarán a cabo mediante un muestreo representativo
en, al menos, un 10% de las viviendas de la promoción.
Cuando este 10% sea inferior a la unidad se comprobará
al menos en una.
5. Las comprobaciones de aislamiento acústico entre recintos
que puedan albergar actividades y recintos habitables,
se llevarán a cabo en todos los casos existentes.
6. Las comprobaciones de aislamiento acústico entre recintos
que alberguen instalaciones y recintos habitables, se
llevarán a cabo en todos los casos existentes.
7. Las comprobaciones de niveles sonoros de instalaciones
comunes del edificio, se llevarán a cabo para todos los
casos existentes en el edificio.
8. La comprobación de niveles sonoros de bajantes sanitarias
del edificio y restantes instalaciones sanitarias, se llevarán
a cabo en la vivienda o viviendas más afectadas, en las
condiciones más desfavorables.
9. El cumplimiento en los casos muestreados no exime
del cumplimiento en los casos no muestreados.
10. Para las viviendas unifamiliares aisladas las comprobaciones
que se deben aportar serán las de aislamiento acústico
a ruido aéreo de fachadas.
IT.6
LIMITADORES-CONTROLADORES
1. Los sistemas limitadores-controladores deben disponer
al menos de las funciones siguientes:
a) Sistema de calibración interno que permita detectar
posibles manipulaciones del equipo de emisión sonora.
b) Registro sonográfico o de almacenamiento de los niveles
sonoros habidos en el local emisor, para cada una de las
sesiones ruidosas, con indicación de la fecha y hora de terminación
y niveles de calibración de la sesión, con capacidad de
almacenamiento de al menos un mes, el cual será remitido a
los Ayuntamientos respectivos los meses pares el primer año
y los impares el segundo, siguiendo este orden alternativo los
sucesivos, todo ello sin perjuicio de que pueda ser recogido
por la inspección en cualquier momento.
c) Mecanismos de protección, mediante llaves electrónicas
o claves de acceso que impidan posibles manipulaciones
posteriores, y si éstas fuesen realizadas, deberán quedar almacenadas
en una memoria interna del equipo.
d) Almacenamiento de los registros sonográficos, así
como de las calibraciones periódicas y del sistema de precintado,
a través de soporte físico estable, de tal forma que no
se vea afectado por fallo de tensión, para lo que deberá estar
dotado de los necesarios elementos de seguridad, tales como
baterías, acumuladores, etc.
e) Los Ayuntamientos podrán establecer en sus Ordenanzas
Municipales sistemas más completos, incluso un sistema
de comprobación de registros y verificación del correcto funcionamiento
del equipo a tiempo real mediante transmisión
telemática. En tal caso, el sistema de transmisión deberá ser
ejecutable a través de una aplicación universal accesible por
los servicios técnicos municipales a través de una página web
con accesos restringidos al contenido de los mismos. Esta
aplicación debe contener como mínimo la información de instalación
y funcionamiento que justifique los párrafos a), b), c)
y d), así como un sistema automático a tiempo real de alarmas
de detección de errores en el funcionamiento adecuado
del equipo y del sistema de comunicaciones. El coste de la
transmisión telemática debe ser asumido por el titular de la
actividad.
2. A fin de asegurar las condiciones anteriores, se deberá
exigir al fabricante o importador de los aparatos, que los mismos
hayan sido homologados respecto a la norma que le sea
de aplicación, para lo cual deberán contar con el certificado
correspondiente en donde se indique el tipo de producto,
marca comercial, modelo, fabricante, peticionario, norma
de referencia base para su homologación y resultado de la
misma. Asimismo, deberá contar, con un servicio técnico que
tenga capacidad de garantizar a los usuarios de estos equipos
un permanente servicio de reparación o sustitución de éstos
en caso de avería.
3. El titular de la actividad será el responsable del correcto
funcionamiento del equipo limitador-controlador, para lo cual
deberá contar con un servicio de mantenimiento permanente
que lo verifique anualmente y que le permita en caso de avería
de este equipo la reparación o sustitución en un plazo no superior
a una semana desde la aparición de la avería. Asimismo,
será responsable de tener un ejemplar de Libro de Incidencias
Página núm. 34 BOJA núm. 24 Sevilla, 6 de febrero 2012
del limitador que tenga establecido el Ayuntamiento respectivo,
que estará a disposición de los técnicos municipales responsables
que lo soliciten, en el cual deberá quedar claramente
reflejada cualquier anomalía sufrida por el equipo, así como
su reparación o sustitución por el servicio oficial de mantenimiento,
con indicación de fecha y técnico responsable.
4. El ajuste del limitador-controlador acústico, establecerá
el nivel máximo musical que puede admitirse en la actividad
con el fin de no sobrepasar los valores límite de inmisión, tanto
en el interior de las edificaciones como en el área de sensibilidad
acústica correspondiente.
5. Previo al inicio de las actividades en las que sea obligatorio
la instalación de un limitador-controlador, el titular de la
actividad deberá presentar un informe, emitido por técnico competente,
que contenga, al menos, la siguiente documentación:
a) Plano de ubicación del micrófono registrador del limitador-
controlador respecto a los altavoces instalados.
b) Características técnicas, según fabricante, de todos los
elementos que integran la cadena de sonido, indicándose los
números de serie de cada componentes, incluido el limitador.
Para las etapas de potencia se deberá consignar la potencia
RMS, y, para los altavoces, la sensibilidad en dB/W a 1 m, la
potencia RMS y la respuesta en frecuencia.
c) Esquema unifilar de conexionado de todos los elementos
de la cadena de sonido, incluyendo el limitador-controlador,
e identificación de los mismos.
d) Parámetros de instalación del equipo limitador-controlador,
justificado a través de copias de los certificados de
aislamiento acústico a ruido aéreo y de niveles de inmisión
sonora.
6. Cualquier cambio o modificación del sistema de reproducción
musical o de las condiciones acústicas del local llevará
consigo la realización de un nuevo informe de instalación.
IT.7
CONTROL DE LA EMISIÓN DE RUIDOS POR VEHÍCULOS
DE MOTOR Y CICLOMOTORES
El limite máximo de emisión de ruido del vehículo de
acuerdo con el procedimiento de evaluación, no superará en
más de cuatro dBA (4 dBA) al nivel de emisión sonora que
aparece en la documentación del vehículo, ficha de homologación
del mismo, para ensayo estático o ensayo a vehículo parado,
en las condiciones de funcionamiento que en esta ficha
se establezcan.
El lugar donde se realice el ensayo será un terreno despejado
donde el ruido ambiental y el ruido del viento sean fehacientemente
inferiores en 10 dBA al ruido limite de comparación
del vehículo en ensayo.
Al objeto de evitar la influencia de reflexiones en superficies
cercanas no existirá ningún tipo de superficie reflectante
a una distancia inferior a 3 m del vehículo.
En el momento del ensayo no debe encontrarse en la
zona de medida ninguna persona a excepción del observador
y del conductor, cuya presencia no debe perturbar el resultado
de la medida.
Se considerará como zona de medida apropiada todo
lugar al aire libre, constituido por un área pavimentada de
hormigón, asfalto o de otro material duro de fuerte poder de
reflexión, excluyéndose la superficie de tierra, batida o no, y
sobre la que pueda trazar un rectángulo cuyos lados se encuentren
a tres metros como mínimo de los extremos del vehículo
y en el interior del cual no se encuentre ningún obstáculo
notable: en particular se evitará colocar el vehículo a menos
de un metro de un bordillo de acera cuando se mide el ruido
de escape.
Las medidas no se realizarán en condiciones meteorológicas
desfavorables. Si se utiliza una protección contra viento,
se tendrá en cuenta su influencia sobre la sensibilidad y las
características direccionales del micrófono.
Para la realización de los ensayos se utilizará un sonómetro
que será de Tipo 1 y deberá cumplir con las condiciones
establecidas en la Orden del Ministerio de Industria, Turismo y
Comercio ITC/2845/2007, de 25 de septiembre, por la que se
regula el control metrológico del Estado de los instrumentos
destinados a la medición de sonido audible y de los calibradores
acústicos o normativa que la sustituya en fases de aprobación
de modelo, verificación primitiva, verificación posreparación
y verificación periódica.
La respuesta del sonómetro será del tipo Fast. El índice
para valorar el nivel de emisión sonora el LAmax. Se realizarán
calibraciones previamente a la realización de las mediciones y
una vez concluidas estas al objeto de comprobar fehacientemente
la idoneidad de la misma.
El sonómetro será calibrado por referencia a una fuente
de ruido estándar inmediatamente antes y después de cada
serie de ensayos. Si el valor indicado por el sonómetro durante
uno u otro de estos calibrados se aleja en más de 1 dB del
valor correspondiente medido durante el último calibrado en
campo acústico libre (es decir, durante el calibrado anual), el
ensayo deberá ser considerado como no válido. La desviación
efectiva será indicada en la comunicación relativa a la homologación.
El régimen del motor será medido por medio de un taquímetro
independiente cuya precisión será tal que el valor
obtenido no se aleje más del 3 por 100 del régimen efectivo
de rotación.
1. Vehículos de dos y tres ruedas, cuadriciclos y quads.
La colocación relativa del sonómetro respecto al vehículo
a ensayar, se representa en la figura 1.
Sevilla, 6 de febrero 2012 BOJA núm. 24 Página núm. 35
Figura 1.
Página núm. 36 BOJA núm. 24 Sevilla, 6 de febrero 2012
1.1. Método de medida.
1.1.1. Número de medidas.
El nivel de emisión sonora se medirá durante un período
de funcionamiento que comprende el breve espacio de tiempo
a régimen estabilizado, más toda la duración de la deceleración,
considerando como resultado valido de la medida el
correspondiente a la indicación máxima del sonómetro. Este
procedimiento se repetirá tres veces.
1.1.2. Procedimiento de valoración.
Una vez tomada las tres determinaciones de los niveles
máximos de presión sonora (LA,Max) evaluados en las respectivas
mediciones, se considerará como limite de emisión de
ruidos del vehículo, el valor más alto de los tres valores.
En caso que este valor, supere el valor limite máximo admisible
se procederá a una segunda serie de tres mediciones;
si cuatro de los seis resultados así obtenidos están dentro de
los limites prescritos se asignará como valor sonoro del vehículo
el tercero de los seis en orden decreciente.
La segunda serie de mediciones no debe realizarse cuando
los tres resultados de la primera serie superen el valor límite.
1.1.3. Posición y preparación del vehículo.
El vehículo se colocará en el centro de la zona de ensayo,
con la palanca de cambio de marcha en punto muerto y el motor
embragado. Si el diseño del vehículo no permite respetar
esta prescripción, el vehículo se ensayará de acuerdo con las
especificaciones del fabricante relativas al ensayo del motor
con el vehículo parado. Antes de cada serie de medidas se
debe poner el motor en sus condiciones normales de funcionamiento,
tal como lo defina el fabricante.
1.1.4. Medida del ruido en las proximidades del escape
(ver figura 1).
1.1.4.1. Posición del micrófono.
1.1.4.1.1. La altura del micrófono respecto al suelo debe
ser igual a la del orificio de salida de los gases de escape,
pero en cualquier caso se limitará a un valor mínimo de 0,2
metros.
1.1.4.1.2. La membrana del micrófono se debe orientar
hacia el orificio de salida de gases y se colocará a una distancia
de 0,5 metros de él.
1.1.4.1.3. El eje de sensibilidad máxima del micrófono debe
ser paralelo al suelo y formar un ángulo de 45º ± 10º con el
plano vertical que determina la dirección de salida de los gases.
Se respetarán las instrucciones del fabricante del sonómetro en
lo relativo a este eje. Con relación al plano vertical, debe colocarse
el micrófono de forma que se obtenga la distancia máxima
a partir del plano longitudinal medio del vehículo.
En caso de duda se escogerá la posición que da la distancia
máxima entre el micrófono y el contorno del vehículo.
1.1.4.1.4. En el caso de escapes de dos o más salidas
que disten entre sí menos de 0,3 metros, se hace una sola
medida quedando determinada la posición del micrófono con
relación a la salida más alta desde el suelo.
1.1.4.1.5. Para los vehículos cuyo escape consta de varias
salidas, con sus ejes a distancias mayores 0,3 metros, se
hace una medida para cada salida, como si cada una de ellas
fuera única y se considerará el nivel máximo.
1.1.5. Régimen del motor
Se llevará el motor del vehículo al régimen de referencia
del ensayo.
En caso de no conocerse el régimen del motor se estabilizará
a ¾ del régimen máximo si este es inferior o igual a
5.000 r.p.m, o bien ½ del régimen máximo si este es superior
a 5.000 r.p.m. Una vez estabilizado dicho régimen, se lleva
rápidamente el mando del acelerador al ralentí.
2. Resto de vehículos.
2.1. Condiciones de ensayo.
2.1.1. Vehículos.
2.1.1.1. Las medidas se harán estando los vehículos en
vacío y, salvo en el caso de los vehículos inseparables, sin remolque
o semirremolque.
2.1.1.2. Antes de las medidas el motor deberá alcanzar sus
condiciones normales de funcionamiento en lo referente a:
- Las temperaturas.
- Los reglajes.
- El carburante.
- Las bujías, el o los carburadores, etc. (según el caso).
2.1.1.3. Si el vehículo tiene más de dos ruedas motrices,
se ensayarán tal y como se supone que se utiliza normalmente
en carretera.
2.1.1.4. Si el vehículo está equipado de dispositivos que
no son necesarios para su propulsión, pero son utilizados
cuando el vehículo circula normalmente por carretera, estos
dispositivos deberán estar en funcionamiento conforme a las
especificaciones del fabricante.
2.2. Método de medida.
2.2.1. Número de medidas.
Serán efectuadas tres medidas, al menos, en cada punto
de medición. Las medidas sólo serán consideradas válidas si
la desviación entre los resultados de las tres medidas, hechas
inmediatamente una después de la otra, no son superiores a
2 dB(A). Se retendrá el valor más elevado obtenido en estas
tres medidas.
2.2.2. Puesta en posición y preparación del vehículo.
El vehículo será colocado en el centro de la zona de ensayo,
la palanca de cambio de velocidades colocada en el
punto muerto y el embrague conectado. Si la concepción del
vehículo no lo permite, el vehículo será ensayado de acuerdo
con las especificaciones del fabricante relativas al ensayo estacionario
del motor. Antes de cada serie de medidas el motor
debe ser llevado a sus condiciones normales de funcionamiento,
tal y como han sido definidas por el fabricante.
2.2.3. Medidas de ruido en proximidad del escape (ver
figura 2).
2.2.3.1. Posiciones del micrófono.
2.2.3.1.1. La altura del micrófono sobre el suelo debe ser
igual a la del orificio de salida de los gases de escape, pero no
debe ser nunca inferior a 0,2 metros.
2.2.3.1.2. La membrana del micrófono debe ser orientada
hacia el orificio de salida de los gases y colocada a una
distancia de 0,5 metros de éste último.
2.2.3.1.3. El eje de sensibilidad máxima del micrófono
debe ser paralelo al suelo y formar un ángulo de 45º ± 10º
con el plano que determina la dirección de salida de los gases.
Se respetarán las instrucciones del fabricante del sonómetro
en lo relativo a este eje. Con relación al plano vertical, debe
colocarse el micrófono de forma que se obtenga la distancia
máxima a partir del plano longitudinal medio del vehículo. En
caso de duda se escogerá la disposición que da la distancia
máxima entre el micrófono y el perímetro del vehículo.
2.2.3.1.4. Para los vehículos que tengan un escape con
varias salidas espaciadas entre sí menos de 0,3 metros, se
hace una única medida, siendo determinada la posición del
micrófono en relación a la salida más próxima a uno de los
bordes extremos del vehículo o, en su defecto, por la relación
a la salida situada más alta sobre el suelo.
2.2.3.1.5. Para los vehículos que tengan una salida del
escape vertical (por ejemplo, los vehículos industriales) el micrófono
debe ser colocado a la altura de la salida. Su eje debe
ser vertical y dirigido hacia arriba. Debe ir situado a una distancia
de 0,5 metros del lado del vehículo más próximo a la
salida de escape.
2.2.3.1.6. Para los vehículos que tengan un escape de varias
salidas espaciadas entre sí más de 0,3 metros, se hace
una medición para cada salida, como si fuera la única, y se
retiene el valor más elevado.
2.2.4. Condiciones de funcionamiento del motor.
2.2.4.1. El motor debe funcionar a un régimen estabilizado
igual a 3/4 S para los motores de encendido por chispa
y motores diesel.
Sevilla, 6 de febrero 2012 BOJA núm. 24 Página núm. 37
2.2.4.2. Una vez que se alcance el régimen estabilizado,
el mando de aceleración se lleva rápidamente a la posición
de ralentí. El nivel sonoro se mide durante un período de funcionamiento
comprendiendo un breve período de régimen estabilizado
y toda la duración de la deceleración, siendo el resultado
válido de la medida aquél que corresponda al registro
máximo del sonómetro.
2.2.5. Medida del nivel sonoro.
El nivel sonoro se mide en las condiciones prescritas en
el párrafo 2.2.4 anterior. El valor medido más alto es anotado
y retenido.
2.3. Interpretación de los resultados.
2.3.1. El valor retenido será aquél correspondiente al nivel
sonoro más elevado. En el caso en que este valor fuese superior
en 1 dB(A) al nivel máximo autorizado, para la categoría
a la cual pertenece el vehículo a ensayar, se procederá a una
segunda serie de dos medidas. Tres de los cuatro resultados
así obtenidos deberán estar en el límite prescrito.
2.3.2. Para tener en cuenta de la imprecisión de los aparatos
de medida, los valores leídos sobre los aparatos durante
la medida deben ser disminuidos 1 dB(A).
Figura 2.
< 0,3 m
º +-
0,5 m
45º 10+-+-
> 0,3 m
45º º +- 10+-+-
0,5 m
º +- 45º 10+-+-
0,5 m
0, 2 m
Altura del eje del escape
45º 10º +- +-+-
0,5 m
0,5 m
0,5 m